Los adultos mayores con disminución auditiva que usan juegos de computadora para mejorar esa deficiencia podrían comprender conversaciones en una habitación con ruido, según sugiere un experimento.

Los autores les pidieron a 24 mayores que usaban audífonos que jugaran 3,5 horas por semana, durante ocho semanas. La mitad usó los juegos diseñados para mejorar la audición y el resto, juegos orientados a entrenar la memoria.

Mientras que en ese segundo grupo no mejoró la capacidad de escuchar palabras durante las conversaciones, el primero logró identificar correctamente un 25 por ciento más de las palabras en conversaciones después de jugar.

“El uso del entrenamiento de la percepción auditiva es común en el entrenamiento de personas con tinitus y para ayudar a personas con deterioro auditivo (en especial, los adultos mayores) a oír y procesar el lenguaje en ambientes ruidosos”, dijo el doctor Allen Senne, audiólogo de House Ear Clinic, Los Angeles, y que no participó del estudio.

“El entrenamiento surge de la teoría de la plasticidad neural y la capacidad de entrenar o ‘remapear’ las conexiones neuronales del cerebro para superar el tinitus o el ruido ambiente”.

Los participantes tenían 70 años en promedio y habían usado audífonos durante unos siete años. En todos los juegos había que ordenar rompecabezas con una tableta con pantalla táctil.

El grupo que entrenó la memoria tenía que recordar palabras para ordenar el rompecabezas, mientras que el otro grupo tenía que confiar en variaciones sutiles de sonidos para organizar las piezas.

Los participantes y los profesionales que los evaluaron no sabían a qué grupo pertenecía cada paciente. Ambos grupos mejoraron en los ejercicios auditivos y alcanzaron las expectativas esperadas de mejoría del procesamiento del lenguaje. En aquellos que usaron los juegos para mejorar la audición, el equipo detectó que cuando mayor era el puntaje en las pruebas, mayor era la comprensión del lenguaje.

Pero los beneficios no duraron. La evaluación a las siete semanas de que los participantes dejaran de usar el juego para mejorar la audición demostró que la capacidad para comprender las palabras habladas en una habitación ruidosa que habían adquirido durante el experimento había desaparecido, según publican los autores.

FUENTE: Current Biology,