Washington, 1 de marzo.- Las solicitudes semanales del subsidio por desempleo en Estados Unidos bajaron la pasada semana en 10.000 hasta las 210.000, y tocaron mínimos en 49 años, informó hoy el Departamento de Trabajo.

El dato mejora las previsiones de los analistas que anticipaban 226.000 nuevas peticiones.

Se trata del menor nivel alcanzado por este indicador desde 1969.

En cuanto a la media de solicitantes del subsidio durante el último mes, un indicador más fiable de la marcha del mercado laboral, descendió en 5.000 y quedó en 220.500, según el informe del Gobierno.

Las demandas para contar con las prestaciones por desempleo llevan 156 semanas consecutivas por debajo de la cifra de 300.000, señal de la buena salud del mercado laboral estadounidense.

El total de personas que reciben subsidios por desempleo de manera continuada aumentó en 57.000, hasta ubicarse en 1,93 millones.

La fortaleza del mercado laboral se ha mantenido durante el primer año de mandato del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y en enero el índice de desempleo se situó en el 4,1 por ciento, el menor nivel en 17 años. EFE