MIAMI, Florida, 23 de marzo.- Las exreinas de belleza Migbelis Castellanos y Alicia Machado rompieron el silencio en Un Nuevo Día respecto al escándalo que cubre al Miss Venezuela, tras el cual presuntamente opera una red de prostitución sofisticada y vinculada tanto a empresarios prochavistas como a miembros del gobierno.

Recientemente, la Organización Miss Venezuela anunció que decidió poner alto temporal a sus concursos para realizar una investigación interna y verificar si hubo actos que atentaran contra la ética y la normativa interna del reconocido certamen.

Si bien medios locales independientes, como Efecto Cocuyo, habían puesto con anterioridad la lupa sobre las supuestas irregularidades, no fue sino hasta días recientes que el escándalo cobró mayor centimetraje luego de que una exmiss y animadora, Annarella Bono, disparara en Instagram una ráfaga de señalamientos a exparticipantes.  A ellas les acusó de haber estado vinculadas a figuras del régimen y del sector empresarial cuyas fortunas, en algunos casos, se multiplicaron durante el gobierno chavista.

En años anteriores, la modelo Patricia Velásquez ya había revelado que en 1989 debió prostituirse para poder participar en el certamen pero al ser consultada, Alicia Machado dijo que en su caso no llegó a recibir tal tipo de “patrocinio”, pero que si llegó a presenciar situaciones irregulares. Machado fue reina nacional y luego Miss Universo entre 1996 y 1997.

Resultado de imagen para REINAS denuncian el miss venezuela

Por su parte Migbelis Castellanos, Miss Venezuela 2013, dijo que sí era usual ver que jóvenes eran presentadas ante benefactores a cambio de bienes específicos. Castellanos dijo que la participación en el concurso es costosa, que no siempre la organización Miss Venezuela puede cubrirla en su totalidad y que, en algunos casos, las mismas aspirantes no tienen lo medios para sufragar los elevados gastos de competir.

Además, Castellanos dijo que en algún momento se le había ofrecido que alguien podía sufragar algunos de sus gastos, cosa que habría rechazado y afirmó que el tratar de mantenerse lejos de ese esquema le ganó ser percibida como una “rebelde”.

Respecto a Osmel Sousa, presidente por 37 años del Miss Venezuela y quien abandonó la organización recientemente, la exreina Migbelis Castellanos dijo “no tengo ningún buen recuerdo de él”. Al preguntársele quién le había ofrecido conseguirle una suerte de mecenas al menos una vez, ella respondió que fue Sousa.

En contraste, Alicia Machado dijo que sí tuvo una relación muy bonita con Sousa y hasta el momento, el llamado “Zar de la Belleza” no ha emitido declaración alguna. Daniel Sarcos reiteró su invitación a Osmel Sousa, con quien aclaró que ha compartido proyectos en el pasado, para que pueda también compartir su visión del escándalo que rodea a la organización a la que dedicó casi cuatro décadas.