SANTO DOMINGO, 7 de noviembre.- El presidente de la Junta Central Electoral, Julio César Castaños, informó que el pleno de esa institución se reunirá “oportunamente” para decidir los pasos a tomar ante el informe de la Dirección de Informática que establece que los equipos utilizados en las pasadas elecciones no pueden ser utilizados para los comicios del 2020.

Vale decir, son inversiones “inservibles” para el próximo proceso electoral del 2020 en la República Dominicana. En la adquisición de los equipos se invirtió US$39.7 millones.

Castaños Gúzmán señaló que la decisión de la JCE dependerá de lo que digan la Cámara de Cuentas al auditar los equipos, los abogados y los técnicos de la propia JCE.

La dirigente del Partido Revolucionario Moderno, Milagros Ortiz Bosch, planteó que el caso sea llevado a la justicia.

Castaños habló luego de un acto realizado en la sede de la institución en el que se conmemoró el 75 aniversario de la ciudadanía y derecho al voto de la mujer dominicana, que fue celebrado con la emisión de un sello postal por parte del Instituto Postal Dominicano, que dirige Modesto Guzmán.
Roberto Rosario, pasado Presidente de la JCE

RECLAMO DE AUDITORIA

La sociedad civil y los partidos políticos han solicitado de la Cámara de Cuentas, entre otras instancias, una auditoría profunda a los fondos manejados por los pasados jueces de la Junta Central Electoral, cuyo pasado Presidente Roberto Rosario, se vió envuelto en una serie de críticas antes, durante y después del proceso electoral efectuado en Mayo del 2016.

Cámara de Cuentas rindió “informe provisional”

El presidente de la Cámara de Cuentas, Hugo Álvarez, reveló este martes que esa entidad realizó una auditoría a la Junta Central Electoral y los equipos comprados para ser utilizados durante el proceso electoral del año 2016, sin embargo no ofreció detalles sobre los hallazgos porque se trataba de información secreta.

El funcionario indicó que la Cámara de Cuentas hizo un “informe provisional” de la solicitud que hiciera la JCE, el cual tendría un plazo de diez días para que los miembros del órgano electoral y de documentación emitan su respuesta al respecto. “Y luego entonces nosotros ponderamos esas observaciones y hacemos un informe final”, refirió Álvarez, al participar en un encuentro con la comisión bicameral que estudia el proyecto de Ley de Presupuesto General del Estado para el año 2018.

Álvarez argumentó que mientras no se haya realizado el informe final de la auditoría, no pueden ofrecer información detallada sobre si hubo alguna irregularidad en la adquisición de los equipos que, según la propia JCE, no sirven para ser utilizados en otro proceso electoral.

“Ellos hicieron los reparos y ya estamos apoderados de esos reparos. Pero es todo un procedimiento. Ahora tenemos que agitar ese procedimiento y ver cuáles son las observaciones, reparos que ellos hacen en el informe provisional, entonces eso se somete a procesos de calidad, luego se somete al pleno y cuando haya una decisión del pleno se da a conocer “, explicó el presidente de la Cámara de Cuentas.

Hugo Álvarez Francisco señaló además que en lo que va de año han sometido nueve auditorías ante la Procuraduría Especializada Contra la Corrupción Administrativa (Pepca), pero tampoco dio detalles sobre cuáles instituciones han sido las investigadas.

Asimismo, sostuvo que en el caso de las auditorías a Odebrecht y la OMSA estarían listas antes de que finalice el año.